Análisis de Bloodborne para PS4

Análisis de Bloodborne para PS4
Comparte este artículo
Autor: Comentar

Desde que fue anunciado en el E3 del pasado año, Bloodborne se convirtió inmediatamente en uno de los juegos más esperados de este 2015 y, sin duda, uno de los grandes exclusivos de PS4.

Análisis de Bloodborne para PS4




Ahora, con el juego ya entre nuestras manos y después de decenas de horas de juego, podemos asegurar que la espera ha merecido la penaEstamos ante un soberbio juego, uno de los mejores Action-RPG de la historia y también uno de los títulos más adictivos que hemos podido disfrutar en los últimos añosAsí de claro.

Después de cautivarnos con Demon Souls y las dos entregas de Dark Souls, FromSoftware y Hidetaka Miyazaki regresan con una nueva aventura, en esta ocasión más oscura y tétrica, que nos sitúa en un nuevo universo: la decadente, oscura y victoriana YharnamUn nuevo universo y novedades que afectan a su jugabilidad, pero manteniendo la esencia de una serie que cautivo a millones de jugadores en la pasada generaciónEs decir, volvemos a enfrentarnos a una épica aventura muy desafiante y tremendamente adictiva que nos atrapará durante decenas y decenas de horas.

Bloodborne a fondo

A pesar de que estamos nuevamente ante un título largo y muy profundo, se ha buscado ofrecer un sistema de combate más ágil y rápido, en el que ahora tiene más importancia ser agresivos y pasar al ataqueEso sí, el juego sigue exigiendo que preparemos a fondo cada enfrentamiento y establecer una propia estrategia, ya que si vamos a lo loco, no tardaremos más de unos segundos en morir.

Bloodborne a fondo

Bienvenido a una terrorífica ciudad en ruinas plagada de temibles criaturas y todo tipo de trampasPero, sobre todo, prepárate para morir sin parar y, a pesar de ello, disfrutar como nuncaBloodborne es una experiencia que todo jugador debería probar, la mejor entrega de una ya legendaria serie, que mantiene las bases del juego, pero añade mejoras y novedades muy reconfortantes para el jugadorAunque ya lo iremos viendo, sí, morirás, y lo harás en decenas o centenares de ocasionesA pesar de ello, seguirás intentándolo sin descanso porque no hay nada más reconfortante que pasar cualquier zona que se nos resiste o acabar con alguno de los impresionantes jefes que nos esperan.

El juego nos trae un nuevo escenario y una ambientación completamente diferente a las anteriores entregas: Yharnma, un lugar plagado de bestias y cazadores que aman la sangre, la locura y el dolorEste universo nos recordará a la oscura Londres victoriana, aunque conservando todos los ingredientes que han hecho tan popular a la saga Souls: combates muy exigentes, enemigos letales, exploración, mejoras de personaje y armas y un online muy distinto a lo que estamos acostumbradosPero, como decíamos al comienzo, no faltarán las novedades en su jugabilidad, siendo la más evidente la apuesta por un estilo más ofensivo, de manera que los escudos ahora tienen una presencia mucho menos importante, teniendo mucha más importancia los movimientos de evasión y los ataques con las armas de fuegoEl resultado es unos combates mucho más directos, intensos y divertidos, sin que se pierda ni un ápice del nivel de exigencia que caracterizaba a los tres primeros Souls.

Y es que no os podéis dejar engañar por su apariencia más directa y accesible, ya que desde el primer momento nos vamos a sentir muy indefensos, a merced de unos enemigos que no tendrán ningún reparo en acabar con nosotros de un solo golpe, sobre todo si somos novatos en la serieSi somos habituales, nos llamará la atención en un primer momento la ausencia de escudo -aunque más adelante sí que harán acto de presencia-, lo que acrecentará aún más nuestra sensación de ser carne fácil para las bestiasPero como decimos, pronto nos daremos cuenta que ahora debemos pasar mucho más al ataque, ya no se trata tanto de estar contemplativos esperando el momento ideal, sino que deberemos optar por ser ofensivos, por hacer uso de nuestras armas, al mismo tiempo que evitamos los ataques de los enemigos.

Bloodborne en profundidad

Otro de los grandes protagonistas de esta entrega es Yharnam, un inmenso escenario que nos cautivará por su magnífica ambientación y por lo bien diseñado que está todo, de manera que podremos recorrer toda clase de callejones, plazas, edificios y hasta laberintos, siempre desconociendo si al otro lado de la esquina nos espera una bestia que acabe con nosotrosEn ningún momento se nos facilita la labor como sucede en otros juegosEs más, puede que algún atajo nos lleve directamente ante un descomunal enemigo que acabe con nosotrosO no, nunca se sabe.

Resulta una gozada pasear por cada uno de los decadentes escenarios, repletos de detalles y con una decoración victoriana espectacularAdemás, gracias al “backtracking” característico de la saga, los recorremos en numerosas ocasiones, aunque siempre lo haremos encantados disfrutando como nuncaNo os queremos desvelar detalles de una historia que merece ser descubierta por nosotros mismosLa que en otra época fue una ciudad esplendorosa, ha caído bajo los efectos de una temible maldición que ha afectado a casi todos sus ciudadanosLos pocos que lograron sobrevivir se encierran en sus casas sin salir nunca por el miedo a seguir la misma suerte que el restoYharnam ha quedado sumida en una noche eterna y sus calles se encuentran ahora repletas de enemigos de todo tipo, de personas maldecidas y toda clase de extrañas y temibles criaturas.

Casi todo el juego se desarrolla en este gran escenario, por el que deberemos movernos intentando acabar con esta maldiciónAlgo que ya os podréis imaginar que no será nada fácil, más bien, será un desafío sólo superable por un cazador de bestias como nosotrosNo se nos cuentan muchos detalles de la historia, de ahí que todo parezca aún más oscuro y desconocidoDe hecho, para conocer más detalles de la historia será fundamental recorrer hasta el último rincón de los escenarios, leyendo las descripciones de todos los objetos que nos encontremos.

Bloodborne juegos novedades

Al igual que sucedía en Demon’s Souls con el nexo, accederemos a los distintos niveles de Yharnam desde una misma zona: el Sueño del CazadorDesde este lugar podremos introducirnos en los distintos mundos, comprar armas o mejorar a nuestro personaje, entre otras muchas cosas.

Una vez que entremos en la ciudad, en la mayoría de ocasiones nos encontraremos con distintos caminos para elegir, por lo que la exploración juega un papel muy importanteAlgunas calles nos pueden llevar frente a un temible enemigo, a conseguir objetos o servir de atajo para encontrar un punto de guardado (en algunos momentos, se nos saltarán las lágrimas al poder grabar nuestro avance…)El juego también bebe mucho también del ensayo-errorDe manera que, en la mayoría de ocasiones, deberemos realizar varios intentos para superar una zona complicada, probar otras alternativas o huir si la cosa se pone especialmente complicadaDe ahí que suponga un gran alivio encontrar una zona donde descansar y guardar nuestro progreso.

Aunque hay algunas zonas más directas que nos obligan ir de un punto a otro, como decimos, la mayor parte de la aventura está confeccionada como un todo unitario, con multitud de caminos y toda clase de enrevesados diseños en sus espacios.

Bloodborne: novedades en detalle

Una de las ventajas que ofrece El Sueño Del Cazador es que nos permite tomarnos un descanso y tener acceso a todas la áreas que hayamos desbloqueadoEn este mismo lugar podremos hablar con una muñeca femenina, que es la que nos permitirá subir de nivel a nuestro personajeAquí también notaremos otro de los cambios de esta entrega: ahora todo es mucho más accesibleAunque el sistema tiene una gran profundidad, ahora se ha buscado que no haya mil opciones que vuelvan locos a los más inexpertos.

Así, las estadísticas nos muestran aspectos más concretos como Vitalidad, Fuerza, Aguante, Habilidad, Viveza de Sangre y Arcano, y también los efectos de veneno, frenesí, rayo, fuego y BestialidadPor otro lado, en este particular sueño también podremos comprar y vender objetos y armas y, una de las grandes novedades de Bloodborne, crear, compartir y jugar mazmorras aleatorias del Cáliz, de las que hablaremos detenidamente más adelante.

Un punto importante de la aventura es la mejora de nuestras armas, tarea que realizaremos en el tallerSe recupera el sistema de piedras de sangre que nos permitirá elevar las estadísticas de todas las armasAsimismo, si lo que queremos es añadirlas efectos, deberemos hacer uso de las gemas sangrientas, mientras que las runas nos permitirán incrementar el número de viales de vida, balas de mercurio o incrementar la resistencia frente a ciertos efectos, por citar sólo algunas de las mejoras que nos ofreceránTodo un mundo que descubrir, que además variará en función de nuestro personaje, su clase, las armas elegidas…

Bloodborne: sagas fantásticas

De regreso a Yharnam, descubriremos que no sólo hay enemigos en esta desolada ciudad, sino que también hay algunos temerosos habitantes que no quieren mostrarse por miedo al exteriorLlamando a sus puertas, nos ofrecerán importante información, nos mandarán de vuelta por dónde hemos venido e incluso nos ofrecerán misiones secundarias, que en ocasiones nos darán acceso a efectos que nos serán de gran ayuda.

Centrándonos en las armas, puede que el número de ellas no nos parezca muy alto, y más si lo comparamos con la serie Souls, pero hay que tener en cuenta que cada una de las 15 armas principales (las que nosotros hemos encontrado hasta ahora, estamos investigando si puede haber alguna más), son completamente diferentes al resto y cuentan con sus propias características, por lo que la cifra nos parece más que acertadaAdemás, hay que tener en cuenta dos puntos: por un lado, que muchas de ellas deberemos encontrarlas, algo que no será nada sencillo puesto que están muy bien escondidas; y, segundo, que todas ellas cuentan con forma especial que las hace muy diferentesEs decir, cada arma realmente nos ofrece dos vertientes, que podremos usar en el desarrollo de la aventura, alternando entre una y otra.

Aunque en la saga Souls la cifra de armas era mucho mayor, muchas eran parecidas entre sí, por lo que al final te limitabas a unas pocasEn cambio, en Bloodborne nos ha encantado ir probando las distintas armas, mejorarlas y exprimirlas al máximoEn cualquier caso, se trata de una cuestión de gustos, algunos preferirán variedad y otros calidadEn nuestra opinión, se ha conseguido un equilibro perfecto.

Sagas Bloodborne

Como señalábamos al comienzo, el nuevo estilo de combate ha traído consigo un importante cambio: los escudos pierden todo su protagonismoEn un primer momento puede resultar desconcertante esta novedad, pero pronto nos daremos cuenta que tiene que ver con el nuevo estilo de combate que nos propone Miyazaki: mucho más ofensivo y directoAunque nos encontraremos con algunos escudos, si nos limitamos a cubrirnos y esperar, no duraremos más que unos pocos segundosEn otras palabras, en esta ocasión se apuesta por otro estilo, que tiene que ver mucho con la inclusión de las nuevas armas especiales y de fuegoCon éstas, podremos atacar desde largas distancias a los enemigos, reducir su energía sin exponerlos e incluso utilizarlas para atraer su atenciónPero lo más destacable de estas armas de fuego es que nos permitirán contrarrestar los ataques de los enemigos y realizar un Ataque Visceral

.
Para ello, deberemos hacer uso del arma justo en el momento exacto que nos atacan, lo que les dejará totalmente vendidos, facilitando que acabemos con ellos de una manera espectacular.
Hay una gran variedad de estas armas: pistolas de cazador, fusiles victorianos, lanzallamas o trabucos, entre otras.

También serán de vital importancia el uso de los objetos, ya que nos permitirán potenciar la habilidad Arcano, lo que nos dará acceso a magias muy potentes, que serán claves para acabar con ciertos enemigos.
Precisamente, estos últimos serán los grandes protagonistas de esta aventura.
En esta ocasión resultan mucho más temibles e impactantes que en los títulos anteriores, gracias también a la enorme potencia que ofrece PlayStation 4, algo que se notará en el imponente diseño de todos ellos.

Aunque en un primer momento sólo nos enfrentaremos con algunos ciudadanos de Yharnam (con muy malas pulgas), pronto nos comenzaremos a cruzar con temibles e impactantes bestias y criaturas cuyo tamaño también irá creciendo.
La mayoría de ellos cuentan con diseños que parecen sacados de una mente enfermiza, hasta el punto que la sola presencia de algunos dan bastante miedo, como si nos encontraremos ante un survival horror.

Bloodborne: análisis con detalle

Cada zona estará plagada de enemigos, ya sean en solitario o, en la mayoría de ocasiones, en grupos que deberemos derrotar para despejar la zona.
Así hasta que alcancemos los momentos más intensos y brillantes de la aventura: los enfrentamientos contra los jefes finales.
Todos ellos resultan increíbles, proponiéndonos enfrentamientos épicos que nos han permitido vivir momentos de una tensión y espectacularidad como pocas veces hemos vivido nunca en videojuego alguno.
Todos ellos suponen un reto inmenso, que nos puede llevar bastantes minutos solventar, con la sensación constante de que cualquier paso en falso puede acabar con nosotros.
Deberemos pensar muy bien nuestros movimientos, analizar sus rutinas, sus posibles puntos débiles, esquivar hasta encontrar el momento adecuado…Todos ellos os harán sufrir de lo lindo, hasta el punto que tendréis ganas de chillar de frustración, tirar el mando o apagar la consola…pero no lo haréis, porque estamos atrapados en las redes de Miyazaki, un genio que sabe cómo un juego puede convertiste en un infierno pero, al mismo tiempo, el paraíso soñado por todo jugador.

En definitiva, estos enfrentamientos suponen los momentos más tensos y sobresalientes del título, una culminación de un sistema de combate que es ahora más perfecto que nunca.
Aquí no vale hacer trampas, ni utilizar trucos, sólo demostrar toda nuestra habilidad como jugadores para superar estos jefes.

El resultado final de todo lo que os hemos contado hasta ahora es una apasionante aventura que a nosotros nos ha llevado completar unas 60 horas.
Sin embargo, muchas horas después, todavía tenemos la sensación que nos quedan miles de cosas por hacer y descubrir.
Ahí es donde se encuentra la grandeza de Bloodborne: que no se trata sólo de superar una historia principal, sino que eso es sólo el comienzo, ya que nos faltarán muchos secretos por descubrir.
Además, hay multitud de lugares secretos e incluso mundos que se encuentran ocultos, por lo que deberemos explorar mucho para encontrar todos los escenarios y superar a todos los jefes finales.

Bloodborne: personajes más destacados

Pero aún queda un aspecto muy importante de esta entrega.
Nos referimos a las citadas Mazmorras del Cáliz.
Éstas nos dan acceso a un sinfín de mazmorras aleatorias, que nos obligarán alcanzar al jefe de planta para seguir avanzando.
Para poder acceder a estas mazmorras especiales, deberemos encontrar una serie de objetos y cálices en la aventura principal.
Según vayamos avanzando, las mazmorras que surgen de manera aleatoria serán más complicadas y exigentes, por lo que son especialmente recomendables de recorrer con un amigo.
Asimismo, podemos compartir nuestras mazmorras con el resto de jugadores.

Estas mazmorras elevan la duración del juego hasta límites insospechados, ya que estaremos deseando acceder a una nueva mazmorra para disfrutar de los enemigos y jefes que moran en su interior.
Por cierto, las bestias serán completamente distintas a las de la aventura, otro punto a favor de un modo que nos ha encantado.
Deberemos conseguir todos los ingredientes y los Ecos de Sangre cada vez que queramos entrar en una nueva Mazmorra del Cáliz.
Por cierto, en todas ellas podremos descubrir nuevos secretos, por lo que ya os podréis imaginar que se necesitarán meses y meses para descubrir muchos de ellos.

Por último, nos queda hablar de la faceta online de Bloodborne, que sigue manteniendo ese estilo peculiar de los títulos anteriores.
Antes de comenzar nuestra aventura podremos elegir entre jugar offline o permitir invasiones de otros jugadores.
En esta ocasión, se ha optado por un sistema de campanas, que supone una evolución del original.
Así, con estas campanas podremos introducirnos en la partida de otro jugador, ya sea para ayudarle, invadirle o acabar con él.
Asimismo, hay unas segundas campanas que nos permitirán atraer jugadores a nuestro mundo.
Se ha incluido un sistema de contraseñas y glifos para que sea más sencillo encontrar un jugador concreto o, si lo deseamos, una Mazmorra del Cáliz en la que participar.

Bloodborne

También se ha mantenido un elemento tan curioso como el de los mensajes que nos dejan otros jugadores.
Nos darán información útil o, por el contrario, engañarnos, pudiendo votar si nos parece buena o falsa.
En algunos momentos de la aventura, podremos cruzarnos con los fantasmas de otros jugadores justo antes de morir, lo que nos puede servir también de gran ayuda, o bien que se encuentran por la misma zona que nosotros.
En esta ocasión no hay invasiones offline, pero sí que nos encontraremos con cazadores de mucho nivel manejados por la máquina que, en algunos casos, nos darán todo su equipo si los derrotamos.

Para evitar que el juego se simplifique haciendo uso todo el rato del cooperativo, se ha optado por introducir la Lucidez.
Al derrotar enemigos finales o encontrar algunos objetos ganaremos más lucidez, que podremos gastar para poder jugar online.

Como vemos, el abanico de posibilidades es inmenso.
Novedades y evoluciones de fórmulas ya conocidas que no hacen sino mejorar un producto excelente.
El resultado es un título increíble, un juego que por sí solo justifica la adquisición de una consola, una prueba más de porqué Miyazaki es considerado por muchos uno de los mayores genios de la industria de los videojuegos.

Bloodborne: escenarios en profundidad

Gráficos de Bloodborne

Si por algo destaca esta inmensa aventura es por Yharnam, uno de los mejores escenarios que hemos podido ver en juego alguno.
Con un diseño increíble, nos recuerda a la Londres victoriana, con localizaciones oscuras y recargadas, con multitud de detalles que hacen de cada calle o rincón un lugar especial.
Todos los parajes son aterradores e inquietantes, pero al mismo tiempo ofrecen estampas de una gran belleza, como cuando un rayo de sol penetra entre sus increíbles edificaciones.

La ciudad es la gran protagonista, pero también visitaremos otros escenarios que han recibido un trato magnífico.
Clave ha resultado también el impresionante uso de la iluminación, que realza aún más el excelente trabajo realizado.
Un universo de ensueño que, además, se puede disfrutar en todo su esplendor gracias a los 1080p de resolución, que permite una nitidez muy superior a las entregas anteriores, con unas texturas de gran calidad y una imagen muy limpia.
La tasa de imágenes se mantiene en casi todo momento estable en los 30 fps, con algún ligero bajón, pero que casi ni notaremos.

Gráficos de Bloodborne

Seguramente, la única queja que tengamos del juego es el de las cargas entre zonas y cada vez que morimos.
Sus responsables ya han confirmado que se encuentran trabajando en ello, por lo que tampoco se debe tener muy en cuenta, aunque en este momento sí que resultan algo excesivas (incluso llegando a los 40 segundos en ocasiones).

Por último, y no menos importante, destacar el imaginario de criaturas y jefes finales que nos esperan en esta aventura.
Con unos diseños que parece más propios de un survival horror, resultan antológicos, en especial cuando nos referimos a los jefes finales.
Y no son pocos precisamente, ya que nos encontraremos con criaturas de todo tipo, todas ellas igual de temibles.

Gráficos

Sonido de Bloodborne

La banda sonora de Bloodborne resulta fabulosa, con algunos temas de una calidad prácticamente cinematográfica.
De hecho, se utilizó una orquesta con 65 instrumentos y un coro de 32 personas para interpretar algunos de los temas compuestos por Tsukasa Saitoh.

No menos destacable es que un juego de estas características nos llegue completamente doblado al español, con la altísima calidad a la que nos tiene acostumbrados Sony. Y si lo deseamos, siempre podemos optar por el doblaje en inglés, que es también soberbio.
Por último, mencionar unos efectos de sonido que resultan impactantes en los combates, con una rotundidad total a la hora de recrear el golpeo de cada arma, y también en los gritos de ciertos enemigos (espeluznantes).

Sonido de Bloodborne

Conclusión de Bloodborne

Los tres títulos anteriores de la serie Souls habían dejado tan alto el listón, que las expectativas eran altísimas con Bloodborne.
Una presión muy grande que lejos de limitar a Miyazaki y su equipo, les ha permitido explotar aún más todo su inmenso talento para ofrecernos su mejor obra.
Manteniendo la esencia de esta magnífica saga, se ha optado por introducir una serie de novedades, como un combate más directo, ofensivo e intenso que ha permitido mejorar si cabe su ya de por sí soberbia jugabilidad.

PS4 recibe uno de los mejores Action-RPG de la historia, el que es, por ahora, su mejor exclusivo y, si lugar a dudas, el que será uno de máximos exponentes de la actual generación.
Resulta casi imposible quedarse con un punto concreto puesto que todo raya a un nivel altísimo: su impresionante ambientación, los espectaculares combates, los impactantes jefes finales, el maravilloso diseño de Yharnam o las posibilidades de mejora.

Una vez más, FromSoftware nos reta a un enorme desafío que nos llevará decenas de horas completar.
Moriremos sin cesar, pero estaremos deseando probar una y otra vez hasta superar cada zona y jefe final.
Así de adictivo resulta Bloodborne, un título que resulta imprescindible para cualquier amante del género y jugador en general.
Por si fuera poco, la inclusión de las nuevas mazmorras aleatorias y las nuevas posibilidades del sistema online convierten a Bloodborne en un título con una duración prácticamente infinita.
Si no lo tienes ya, deberías estar corriendo hasta tu tienda más cercana para adquirir esta obra maestra.

¿Qué os parece nuestro análisis de Bloodborne para PS4?

Por:
Etiquetas:
Categorías: Análisis, Featured
Comparte este artículo